Trader

US$2 millones costó a Chile último bono soberano. Pero fee sigue más bajo que con Piñera

PULSO 25/01/2016

US$3.800 millones más 3.390 millones en euros ha levantado Chile en diversas colocaciones de bonos desde 2012. Un cliente frecuente en los mercados internacionales, que accede a buenos precios por parte de los inversionistas y que, para muchos bancos de inversión, se ha vuelto un actor importante.

Santander y HSBC suelen estar entre los agentes colocadores del país. De hecho son los bancos de inversión que más se han repetido en las últimas seis operaciones, acompañados ocasionalmente por JP Morgan, BofA Merril Lynch y Citigroup.

Un cliente habitual a quien, además, favorecen los precios que los colocadores cobran por realizar la venta de los títulos. Según los prospectos presentados por Chile ante la SEC en EEUU, en las dos emisiones de enero de este año, Santander, HSBC, BofA Merril Lynch y Citigroup recibieron un fee de 0,075% sobre la operación, lo que implicó que por el bono en dólares por US$1.349 millones recibieran US$1.011.842, mientras que por los 1.200.000 millones de euros, se llevaron otros 900.00 euros. En total, el país les pagó casi US$2 millones.

Para quienes conocen los valores que se manejan en las bolsas, el 0,075% que los bancos de inversión cobran a Chile corresponde al rango de aquellos emisores recurrentes en mercados de deuda internacionales. 

Un alto ejecutivo del sector  ejemplifica que para una compañía chilena que emite un bono en el país los colocadores cobran un fee de 0,3%, mientras que una gran empresa nacional que coloca bonos en EEUU recibe un cobro de 1%.

En ese contexto, y a pesar de la situación económica por la que atraviesa Chile, el fee de las últimas emisiones es igual a la de las dos anteriores. Los prospectos enviados al regulador americano para las emisiones de mayo de 2015 y diciembre de 2014 también hablan de un cobro de 0,075%.

Así, para el bono de mayo de 2015 HSBC, JP Morgan y Santander recibieron comisiones por 712.500 euros por el bono de 950 millones de euros, y de 330 mil euros por el de 440 millones. En tanto, para  los papeles de 2014, Citigroup , HSBC y Santander recibieron 600.000 euros por las notas de 800 millones de euros, y otros US$795.098 por la colocación de US$1.060 millones. 

Sin embargo, respecto de los bonos de 2012, colocados durante el Gobierno de Sebastián Piñera, la comisión ha bajado. Los prospectos de los dos bonos por US$750 millones emitidos en dicho año alertan de un fee de 0,100% respecto del total de la emisión.  Con esto, HSBC, JP Morgan y BofA Merrill Lynch se llevaron por cada emisión US$750.000. “Un tema de tamaño de la emisión”, dice un gerente del área de finanzas corporativas a la hora de explicar el por qué del mayor precio.

Archivos relacionados