Tech

Soluciones tecnológicas para túneles de alto tráfico vehicular

Daniel Fajardo Cabello 12/05/2016

En un recinto cerrado de este tipo se pueden alcanzar temperturas superiores a los 1.000 grados centígrados durante un incendio. Por eso es clave detectarlos a tiempo.

Cada día se construyen más túneles y más largos, y la seguridad en ellos se vuelve fundamental. Y más que los accidentes propiamente tal, un tema preocupante son los incendios que se producen en su interior, por lo que gran parte de los sistemas tecnológicos de seguridad están orientados a ese ítem.

Para hacerse una idea, en el interior de un túnel se pueden alcanzar temperaturas superiores a los 1.000 grados centígrados durante un icendio, lo que hace imposible una operación de rescate, sino hasta varios  días después, cuando todavía el calor hace difícil la actuación de los bomberos.

Para evaluar los distintos sistemas de detección de incendios en túneles no existe una norma unificada en el mundo, aunque como mínimo se debería considerar que un fuego con una carga de 5 MW (típico incendio de un vehículo) debería detectarse normalmente antes de 60 segundos. “La tendencia general es detectar un fuego en un estadio muy temprano y evitar un incendio real y que el fuego se propague a otros vehículos”, comenta Marcelo Ferreira, representante en Chile de la empresa Securiton AG, Alarm and Security Systems, que han implementado su tecnología en varios túneles de la región metropolitana como el de Costanera Norte, Túnel San Cristóbal y los túneles Acceso Nororiente.

Por ejemplo, para la detección automática de fuego en túneles y la iniciación subsiguiente de costosos sistemas de ventilación del fuego y alarmas de bomberos, son muy útiles los denominados “detectores térmicos lineales”.

En este contexto, Securiton posee una solución denominada como SecuriSens LIST que consiste en un detector térmico lineal reiniciable, que se usa la detección de incendios, particularmente en entornos agresivos y en lugares donde las difíciles condiciones ambientales no permiten el uso de detectores convencionales. “El sistema mide tanto el calor ambiente, como también la radiación infrarroja (calor radiante). La unidad de evaluación inteligente analiza los datos de las mediciones y, basándose en una programación personalizada, determina si se activa una alarma o una pre señal, la cual llega a un sistema de control”, agrega Ferreira. 

Flexibilidad. Por su parte, otra empresa que tiene bastante experiencia en cuanto a la seguridad en los túneles es Indra, con su solución Horus, que está implementada en varios túneles emblemáticos del mundo. Sólo en 2014 y 2015, esta multinacional de origen español facturó cerca de 70 millones de euros en proyectos de implantación en túneles de Reino Unido, México, Colombia, Portugal, Argelia, Irán e India, entre otros.

Esta solución centralizada e integra los diferentes sistemas de la infraestructura y los Sistemas Inteligentes de Tráfico (ITS), como por ejempl: señalización variable, captura de datos de tráfico, monitorización de video en circuito cerrado de TV (CCTV) y vídeo IP, detección automática de incidentes, detección de incendios, control de ventilación, iluminación, suministro de energía y comunicaciones, red de postes de auxilio, megafonía y captura de datos ambientales, entre otros sistemas. “Además, puede incorporar cualquier nueva tecnología que necesite el cliente en el futuro, gracias a que es una solución abierta, altamente flexible y configurable”, explica Francisca Yáñez, gerente de Desarrollo de Negocios de Indra en Chile.

En nuestro país esta tecnología controla los túneles de Zapata y Lo Prado, que unen las ciudades de Santiago y Valparaíso. Pero a nivel mundial, está a cargo por ejemplo de la autopista Necaxa-Tihuatlán de México, la carretera Bogotá-Villavicencio de Colombia y 12 túneles urbanos de Londres.

Para el usuario. Pero además de los sistemas que utilizan las propias concesionarias de los túneles o las mismas autoridades respectivas (en el caso de Chile, la Unidad Operativa del Control del tránsito), también existen aplicaciones que permiten que los mismos usuarios tengan información sobre el estado del túnel. Esto, tanto cuando ocurran alguna emergencia o bien, simplemente para ver el estado del tránsito, como ocurre por ejemplo con los paneles de información al ingresar a algunas de estas infraestructuras.

“La solución de Indra hace posible, además, ofrecer información en tiempo real a los conductores sobre el estado del tráfico, los tiempos estimados de recorrido entre dos puntos, así como las situaciones especiales que se puedan producir, como accidentes, cortes de tráfico o desvíos”, comenta el ejecutivo de Indra.

Y como si fuera poco, siempre son útiles las aplicaciones a través de smartphones, donde Waze sigue siendo la favorita entre los conductores.