Opinión

Un decepcionante cierre del año 2015

PULSO 07/01/2016

El Imacec de noviembre estuvo muy por debajo de las expectativas que tenía el mercado.

El Imacec de noviembre vino a ratificar que la actividad económica en Chile no repunta y que, muy probablemente, el 2016 puede ser incluso peor en materia económica que el año que recién terminó. Según las cifras del Banco Central, el penúltimo mes del año la actividad creció un magro 1,8%, muy por debajo del 2%-2,5% que mostraba el consenso del mercado. Tras estas cifras, no fueron poco los analistas que auguraron que diciembre podría ser incluso más bajo (fundamentalmente por base de comparación), lo que podría lastrar el crecimiento del año por debajo del 2%, nivel de crecimiento que se podría repetir en 2016. No hay duda que existen factores internos clave que han paralizado la iniciativa privada, razones a las cuales el Gobierno no parece atender, insistiendo en una agenda que solo desincentiva la recuperación. Las últimas estimaciones del PIB potencial de Chile hablan de que nuestro país debería crecer -a lo menos- en torno a 4%-4,5%, por lo que vale la pena preguntarse qué de malo estamos haciendo para que nuestro crecimiento se ubique en la mitad de ese cálculo. Por lo mismo, preguntarnos cómo económicamente estamos como país destruyendo valor, y si en definitiva se perdura con la actual agenda política y económica, qué deberemos hacer hacia adelante para revertir la compleja situación planteada.

Archivos relacionados