Opinión

Revisión del precio del cobre de largo plazo

PULSO 28/01/2016

Los economistas creen que Hacienda busca dar una señal de austeridad a los sectores políticos.

Parte del realismo sin renuncia es actualizar las cifras a una cada vez más volátil realidad internacional que afecta directamente el corazón de las finanzas públicas: el precio del cobre. Ante la drástica caída de la cotización del metal rojo, el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, solicitó al comité de expertos del precio del cobre de largo plazo que revisara sus proyecciones entregadas a mediados del año pasado. Lo anterior fue interpretado por el mercado como una señal política de austeridad fiscal en medio de la discusión de la Reforma Laboral. Lo anterior se sumó al llamado del ministro de tener en mente la economía del país. Esta moderación de expectativas es un mensaje principalmente a esa parte de la Nueva Mayoría que aún tiene altas demandas sociales que implican comprometer gastos relevantes a futuro. En el fondo, Valdés está pavimentando el camino para las discusiones presupuestarias que se avecinan. Esto, considerando que el incremento del gasto público tendrá que moderarse en los próximos años, para poder así ajustarse a la nueva realidad de ingresos del país. Hasta el minuto, la autoridad ha entregado un mensaje claro, aunque aún está por verse si logra convencer a los distintos actores, incluida la CUT, respecto de la necesidad de apretarse el cinturón durante los dos años que restan de mandato de la actual administración, los que coincidirán con la fase más fría de este nuevo ciclo. 

Archivos relacionados