Opinión

Los datos de desempleo

PULSO 07/09/2017

La mayor creación de empleo la hizo la Administración Pública, mientras que en esta categoría es también donde más subieron las remuneraciones.

La semana pasada se conoció la última tasa de desempleo: 6,9%. Se trata de una cifra que parece auspiciosa para el Gobierno y que podría estar en línea con una recuperación del crecimiento, pues se han creado más ocupaciones asalariadas que en las mediciones previas y los cuenta propia parecen estabilizarse. Sin embargo, no es menos efectivo que el soporte del empleo se produce por la expansión del trabajo en el aparato público. De hecho, según estimaciones privadas, si se saca esa alza la tasa real llegaría a 7,7%.

De acuerdo al INE, la Administración Pública aumentó (7,8%) en los últimos doce meses, lo que equivale a 34.250 puestos de trabajo. Esto, a causa de actividades de la administración del Estado y aplicación de la política económica y social a la comunidad, detalla la entidad. Si al hecho de que donde más crece el empleo es en el Estado se añade que en este el incremento salarial también es superior al que se produce en el sector privado, ello significa una distorsión del mercado laboral que podría tener efectos complicados a mediano o largo plazo. Las últimas cifras muestran que las remuneraciones nominales de la Administración Pública crecieron 10,3% interanual, más del doble que el promedio nacional (4,4%).

Es importante, ante la evidencia de los datos, no celebrar antes de tiempo y poner en perspectiva los números de la desocupación nacional. La autoridad debe considerar que el rango de desempleo podría estar bajando de forma “artificial”, y que corresponde estimular la actividad privada para que el empleo se formalice y sea de mayor calidad. Para ello, es vital recuperar la tasa de crecimiento que permita elevar la creación de puestos de trabajo de calidad.