Opinión

Inembargabilidad de las viviendas sociales

PULSO 13/01/2016

La iniciativa que avanza en el Congreso será perjudicial para los sectores de menores ingresos.

Hay algunas políticas públicas que buscan beneficiar a las personas más vulnerables, pero que pueden terminar provocando el efecto contrario. Ese es el caso de un proyecto de ley que avanza a paso firme en el Congreso que declara inembargables las viviendas adquiridas con subsidio del Estado y cuyo avalúo fiscal no supere las UF520 (unos $13 millones). La iniciativa, impulsada por los diputados Karol Cariola, Fidel Espinoza, Loreto Carvajal, Maya Fernández y Guillermo Teillier, puede tener un fin muy loable, que es que las personas no pierdan sus viviendas en caso de no poder cumplir sus compromisos. No obstante, existe una consecuencia importante a considerar: las personas de menores ingresos no podrán usar ese bien raíz -muchas veces su único activo- como garantía, lo que limitará su capacidad de obtener créditos, por ejemplo, para emprender. Lo anterior va en el camino contrario a buscar una mayor inclusión financiera en el país, dado que aún no está todo hecho en bancarización. De aprobarse el proyecto, que será ahora revisado por la comisión de Economía del Senado luego de haber sido aprobado por los diputados, resultará complejo para los bancos que tienen una mayor exposición a los sectores de menores ingresos, como es el caso de BancoEstado.

Archivos relacionados