Primer Comite politico del año 2018

Internacional

Nueva Mayoría fija cónclave para analizar derrota electoral y proyección del bloque

C. Said / G. Piérola 03/01/2018

Los presidentes de los partidos oficialistas se reunirán el próximo lunes para establecer cómo se organizarán a partir del 11 marzo, cuando se conviertan en oposición. Entre las primeras ideas: no presionar a las colectividades que aún están en reflexión, como la DC, y buscar entendimientos mínimos.

Para el próximo lunes 8 a las 13.30 horas en la sede del Partido Socialista quedó fijada la primera reunión, post derrota electoral, con todos los presidentes de los partidos de la Nueva Mayoría. El cónclave -que se zanjó ayer en el comité político de La Moneda- tiene como fin fijar los primeros criterios para articularse como oposición desde marzo.

Aunque parte de eso ya comenzó a configurarse con un par de acuerdos iniciales: no hablar ni presionar por una estructura de oposición, sino enfocarse en los entendimientos y los acuerdos mínimos, donde el acercamiento con el Frente Amplio será clave, al menos así lo sinceraron ayer en el Palacio de Gobierno el PC, PR, PPD y el PS.

“Todos hablamos del concepto de unidad amplia y en eso incluimos al Frente Amplio, ahora cómo se va a dar, no tengo todavía la receta”, dijo el líder del PC, Guillermo Teillier, quien aseguró que no se está planteando un bloque, sino avanzar en temas puntuales, siendo en el corto plazo, las presidencias de las Cámaras y la negociación de las comisiones en el Congreso, la primera gran prueba de fuego para la centroizquierda.

“Hablar de una estructura orgánica de la oposición concordamos que no es posible, tenemos un desafío de unidad desde la DC hasta el FA, pero esta se va a ir dando cumpliendo metas sucesivas”, explicó el Presidente del PPD, Gonzalo Navarrete.

De hecho, la duda que queda en primera instancia es cuánto se podrá avanzar desde la DC con el tema, pues son conocidas las divisiones y la resistencia que provoca de ciertos sectores a tender puentes más formales con el Frente Amplio. En esta línea, la presidenta (s) de la DC, Myriam Verdugo, pidió en la reunión que “no apuren” a la Democracia Cristiana, pues la “introspección” de la tienda tomaría un tiempo largo. “Respecto de las alianzas, me parece que es apurar el carro. Nosotros tenemos que hacer un proceso interno y una vez depurado eso, podremos ver qué vamos hacer, hasta dónde llegamos o si solamente vamos a ser oposición y ver más adelante cuando tengamos que enfrentar procesos eleccionarios con quién no aliamos”, señaló Verdugo.

Desde la NM, aseguran que la propuesta es tener una “oposición inteligente”, donde se respeten los espacios de cada bloque. “Las coaliciones se conforman para gobernar, las oposiciones no necesariamente tienen que constituirse en coaliciones rígidas. Tenemos que ver un modo para coordinados”, comentó el líder radical, Ernesto Velasco.

La autocrítica

La cita de ayer en La Moneda no sólo transformó en el primer encuentro del 2018 para el Gobierno y los partidos de la NM, también fue la primera instancia en que reunían todos post derrota presidencial del 17 de diciembre. Y aunque la mayoría de los presentes aseguraron que la autocrítica por los malos resultados no se profundizó, porque todas las colectividades están en período de “reflexión”, lo cierto es que los partidos sí hicieron sus primeros descargos y varios de los presidentes apuntaron a la falta de la unidad y también a la responsabilidad del Ejecutivo, en especial en la gestión de ciertas políticas públicas y programas sociales.

De hecho, Navarrete partió su intervención diciendo “va a ser un año duro y complejo” y repasó parte de los causales del revés presidencial, donde aseguró que la derecha supo explicar mejor la propuesta de derechos sociales con crecimiento.

En esta misma línea, Velasco comentó que “esta historia se escribió antes. El Gobierno tuvo que gestionar mejor las reformas y la candidatura leyó mal los temas de futuro”.

La vocera de Gobierno, Paula Narváez respondió a los dichos de líderes oficialistas y aseguró que el Ejecutivo “no tiene ningún problema de hacerse la autocrítica, el tema es la oportunidad para hacerla. Nosotros como Gobierno estamos concentrados en nuestro trabajo”.

Con todo el cónclave del próximo lunes vendrá presidida de dos instancias partidarias importantes, el Comité Central del PS y la mesa directiva ampliada del PPD, que se realizarán en paralelo este sábado.