2063389_500.jpg

Internacional

Encienden velas a un año de misteriosa muerte del ex fiscal Nisman en Argentina

AFP 18/01/2016

Suicidio u homicidio. La duda sigue intacta en Argentina a un año de la muerte del ex fiscal Alberto Nisman, que investigó el atentado en 1994 al centro judío AMIA, por quien este lunes prenderán velas en reclamo de justicia.

‘Velas por Nisman’ reza la convocatoria a prender una luminaria en la plaza  Alemania de Buenos Aires, impulsada por la comunidad judía argentina, que con  300.000 personas es la mayor de América Latina, y cuya dirigencia considera el  esclarecimiento del deceso una deuda de la justicia. 

En la víspera del aniversario de la muerte, el presidente Mauricio Macri  recibió a las dos hijas del fiscal, Iara y Kala, en una residencia privada de  descanso, en las afueras de Buenos Aires, a quienes les manifestó su intención  de “hacer justicia con la memoria de su padre”. 

“El jefe de estado considera una ‘deuda pendiente’ hacia la familia del  desaparecido letrado el reconocimiento al trabajo que realizó al frente de la  Unidad Fiscal AMIA (Asociación Mutual Israelita Argentina)”, señaló un  comunicado de presidencia tras el encuentro. 

La muerte del fiscal que investigó por más de una década el atentado a la  AMIA que causó 85 muertos y 300 heridos en 1994 en Buenos Aires, se transformó  en 2015, un año electoral, en un símbolo y una bandera de la entonces oposición  en Argentina. 

Al día siguiente de su muerte, el exfiscal debía ampliar ante el Congreso  una denuncia contra la expresidenta Cristina Kirchner (2007/2015), a quien  venía de acusar de encubrir a exaltos funcionarios iraníes señalados por la  justicia argentina como ideólogos del atentado a la AMIA. 

Esa denuncia fue luego rechazada en varias instancias judiciales por  “inexistencia de delito”.