Inside Danish Toymaker Lego A/S Store

Fuera de Serie

Multimillonarios de Lego proyectan inversiones en activos verdes

Bloomberg 06/04/2018

El fondo que maneja el patrimonio de los multimillonarios que están detrás de Lego A/S proyecta multiplicar las inversiones en energía renovable.

Lo que comenzó un decenio atrás como un proyecto idealista destinado a eliminar el impacto ecológico del fabricante de juguetes comienza a tener una lógica financiera mucho mayor para Kirkbi A/S, que gestiona US$16.000 millones en activos.

“Lo vemos como un área de inversión”, dijo Soren Thorup Sorensen, máximo responsable de Kirkbi en una entrevista telefónica desde el oeste de Dinamarca. “Me complace que después de haber comenzado en 2012, esto empiece a aparecer en los beneficios”.

Ganancias triplicadas

Las ganancias provenientes de las inversiones del fondo en activos de energía renovable crecieron más del triple en 2017, hasta 398 millones de coronas (US$66 millones). Kirkbi ya cuenta con participaciones en parques eólicos marítimos alemanes y en el Reino Unido, pero Sorensen dice que podría expandirse a otras áreas.

“La competencia por los buenos proyectos creció mucho”, dijo. “Por ende, es posible que consideremos otras tecnologías, como la energía solar, que se ha vuelto mucho más eficiente”.

Kirkbi administra el patrimonio del propietario de Lego, Kjeld Kirk Kristiansen, que es el segundo hombre más rico de Dinamarca. En 2017, alcanzó su objetivo de equiparar el consumo de energía de Lego a una producción equivalente de electricidad verde (y lo hizo tres años antes de lo planeado).

Generar electricidad a partir de combustibles fósiles se está volviendo rápidamente menos viable desde el punto de vista económico de cara a una disminución en los costos de la tecnología de las energías renovables, según un informe publicado el mes pasado por Bloomberg New Energy Finance. Prácticamente en todas partes, la energía eólica y solar será más barata que el carbón para el año 2023, según el grupo de investigación.

“Comenzamos muy temprano, pero viendo la energía renovable en este momento, muchos, incluidos los fondos de pensiones, están ansiosos por invertir”, dijo Sorensen. “A esta altura, en Kirkbi hemos desarrollado cierto grado de experiencia y conocimiento en esta área y ahora queremos ver si eso nos da la posibilidad de hacer más inversiones”.