xhiloe

Fuera de Serie

La apuesta de Chiloé por ser la capital chilena del ciclismo

Efraín Moraga 07/03/2018

Más de 100 corredores sudamericanos participarán de la Vuelta Ciclista a Chiloé entre el 13 y el 18 de marzo. Sus organizadores buscan convertirlo en el evento más importante del ciclismo a nivel nacional, para que así forme parte, en 2019, del circuito mundial de la UCI, lo que podría ser el camino hacia la clasificación de los JJOO, los Panamericanos y otras competencias .

Entre el 13 y el 18 de marzo, el legendario archipiélago de la Región de los Lagos será protagonista de uno de los eventos del ciclismo más importantes a nivel nacional: la tercera versión de la Vuelta Ciclista a Chiloé.

El evento deportivo contará con la participación de invitados extranjeros de alto nivel, entre los que se destaca la presencia de cinco equipos: SEP-San Juan (reciente ganador de la vuelta a San Juan); la selección de Argentina; el equipo Café Fundador de Bariloche; la selección de Uruguay, y el Starteam Gusto.

A estos se suman los 12 mejores equipos de Chile. En total, serán 102 corredores. “Una de nuestras principales expectativas con esta actividad es poner a la competencia como uno de los eventos deportivos más importantes del país y también como la carrera por etapas más relevante de Chile”, señala Pablo Haeger, director de la Vuelta Ciclista a Chiloé.

Pero las metas no se quedan ahí. La organización espera trascender fronteras con este evento. “Queremos comenzar a consolidar la imagen internacional de la Vuelta Ciclista a Chiloé, para lograr que al 2019 sea reconocida por la Unión Ciclista Internacional (UCI) y así comenzar a entregar puntos para que equipos de todo el mundo lleguen hasta el archipiélago a jugársela por un cupo para clasificar a los Juegos Olímpicos, los Panamericanos y otras competencias internacionales”, dice Haeger.

Para lograr este objetivo, la organización no se ha preocupado sólo del asunto deportivo, sino que se ha encargado de generar una serie de instancias e iniciativas de inclusión. “En cada una de las etapas incorporamos actividades culturales y deportivas para la gente del archipiélago. Queremos sumar a la comunidad, para que se acerque a la carrera y participe de las actividades que estamos desarrollando para ellos”, asegura Haeger.

Además, el evento busca promover las tradiciones del archipiélago. Para ello, cada etapa contará con actividades costumbristas y culinarias. Por ejemplo, una vez finalizada la etapa de Quellón, se ofrecerá un curanto gigante al público. “Realizar un evento tan grande en el archipiélago de Chiloé es muy bueno. Además, permitirá potenciar el turismo hacia la isla”, comenta Amanda Cerna, deportista paralímpica de Chiloé, quien colabora con la organización.

Desafíos logísticos

Esta nueva versión de la Vuelta a Chiloé se dividirá en cinco etapas, más un prólogo nocturno (seis días en total). Participarán las comunas de Castro, Quellón, Chonchi, Achao, Curaco de Vélez y Dalcahue, en un recorrido de unos 500km. “Es un gran desafío organizar un evento de esta magnitud, con 102 deportistas y un staff técnico cercano a 200 personas. A esto se suma un despliegue colaborativo de seguridad con Carabineros, para revisar los permisos pertinentes y coordinar los operativos para que la competencia transcurra, sin afectar la operación habitual de la zona, transformando el archipiélago en un gran carnaval deportivo y turístico”, manifiesta Haeger.

La organización de la competencia se desarrolló mediante una alianza estratégica con Enjoy Chiloé, recinto que funcionará como centro de operaciones para la Vuelta ciclista, soporte tecnológico y apoyo logístico. Además, allí se instalará el espacio para la prensa internacional y se presentarán los equipos participantes.

“Estamos trabajando para transmitir vía streaming toda la carrera. La isla tiene una geografía muy cambiante y la disponibilidad de señal podría ser intermitente. Por esto, con múltiples actores, estamos evaluando cómo llevar de la mejor manera, a todo el mundo, lo que ocurrirá en Chiloé”, indica Haeger.