Andrónico Luksic

Shell rechaza oferta de Luksic para adquirir sus activos en Argentina

Pulso y Bloomberg 14/12/2017

La firma eligió su sociedad conjunta con el conglomerado brasileño de azúcar y combustibles Cosan SA como el adjudicatario de activos de refino y distribución de productos por un valor de entre US$1.000 millones y US$1.100 millones.

Un importante traspié sufrió el grupo Luksic en su intención de expandirse dentro del mercado de combustibles en Argentina luego que Shell se inclinara por la oferta de una firma brasileña para vender sus activos de refino y distribución de productos en el país trasandino, en desmedro de lo ofrecido por el grupo chileno.

Royal Dutch Shell Plc eligió su sociedad conjunta con el conglomerado brasileño de azúcar y combustibles Cosan SA como el adjudicatario de estos activos.

En ese sentido, Raizen Combustiveis SA, una asociación al 50% entre Cosan y Shell, está negociando actualmente los detalles finales del acuerdo por un valor de entre US$1.000 millones y US$1.100 millones, dijeron fuentes que pidieron reserva ya que las conversaciones no han terminado.

Para Raizen, el mayor productor de azúcar y etanol del mundo y el segundo distribuidor de combustible de Brasil, la adquisición de una refinería en Buenos Aires y cerca de 600 gasolineras es un paso estratégico en sus planes de expansión en Latinoamérica, dijeron dos personas. Shell, que está trabajando con Credit Suisse Group AG sobre la desinversión en Argentina, prefirió la oferta de Raizen a la del grupo chileno Luksic.

“No se ha llegado a ninguna conclusión” en la revisión de Shell de sus actividades de distribución en Argentina, que incluye las ofertas de terceros, dijo Kimberly Windon, portavoz de Shell, en respuesta a preguntas por correo electrónico.

Credit Suisse y Luksic no respondieron de inmediato a llamadas y correos electrónicos en los que se solicitaban comentarios. Raizen rehusó hacer comentarios.

Shell puso en venta los activos a principios de este año de acuerdo con un plan de desinversión de US$30.000 millones a fin de reducir la deuda tras la adquisición de BG Group Plc, la mayor de su historia, el año pasado.

El acuerdo, que según han dicho dos personas no se completará hasta enero por lo menos, requerirá de aprobación regulatoria.

Raizen, creada en 2011, controla más de 6.000 gasolineras de Shell y distribuye alrededor de 25.000 millones de litros de combustible en Brasil, lo que representa aproximadamente una cuarta parte del mercado, según el sitio web de la compañía.