2236708_500.jpg

Empresas & Mercados

Retiro por renta vitalicia alcanzó durante 2015 su mayor registro histórico

Nicolás Vivanco 06/01/2016

El número de pólizas vendidas el año recién pasado, alcanzó los 32.556, situándose como el instrumento de jubilación favorito de los chilenos. De cada 10 retiros, 7 corresponden a esta modalidad.

Con un crecimiento en torno al 30% respecto a 2014, las rentas vitalicias se erigen como uno de los productos ganadores del año en la industria aseguradora. Y es que al parecer la modalidad de retiro programado ha ido cediendo su sitial de preferencia frente a las personas que se retiran del mercado laboral. Hoy siete de cada diez personas que se jubilan se decantan por rentas vitalicias, situación que llevó a este producto a aportar cerca de 47% de la venta de seguros en 2015, cifra que se compara con el 41% anotado en 2014.

En ese sentido, la venta de pólizas de este producto registró 32.556, situándose como el mayor número desde su entrada en vigencia. El aumento de esta herramienta obedece, en parte, a cambios normativos, puesto que a inicios de 2015 la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS) realizó modificaciones a la constitución de las reservas técnicas en rentas vitalicias y el Seguro de Invalidez y Sobrevivencia (SIS), como también en el análisis de insuficiencia de activos para las compañías de seguro. “Estos cambios, y en específico el relacionado a la reservas técnicas, permitieron mejoras en las pensiones ofertadas por las compañías de seguros, lo que se tradujo en una pensión más competitiva comparativamente con la opción de pensión en retiro programado”, explicó Loreto Barril, líder de retiro de Mercer Chile.

Por otra parte, según la ejecutiva la tasa de interés aplicada al cálculo del retiro programado para 2015 bajó comparativamente respecto de 2014 (3,82% a 2,89%), reduciendo el monto de la pensión en esa modalidad. Pese a ello, “a diferencia de años anteriores (y en términos generales), hoy una pensión en retiro programado está en el mismo nivel que una pensión en renta vitalicia”, sostuvo.

“Las Rentas Vitalicias son actualmente la modalidad de pensión preferida por los chilenos. Más aún, dada la creciente maduración del sistema de pensiones, se espera que su importancia vaya incrementándose en el tiempo”, indicó José Manuel Camposano, presidente de la Asociación de Aseguradores. 

Sumado a la posibilidad de obtener un ingreso fijo por el resto de la vida -puesto que en el retiro programado se pueden agotar los fondos- cuenta con el agregado de que están diseñadas para ser autosustentable desde un punto de vista financiero, lo que reduce significativamente la carga fiscal, ya que el Estado sólo debe hacerse cargo de las pensiones solidarias. De hecho, el gasto público por concepto de pensiones en Chile alcanza a 3,4% del PIB. Ello contrasta, según datos de la OCDE, con la situación que enfrentan países como Alemania donde este gasto alcanza a 11,3%; Francia, 13,7%; Grecia, 13%; y Japón, 10,2%.

Tablas de mortalidad

La entrada en vigencia el próximo 1 de julio de 2016 de las nuevas tablas de mortalidad, que ubica la esperanza de vida de las mujeres en los 90,31 años, 1 año y 2 meses más respecto a las tablas actuales, y en el caso de los hombres 85,24 años, esto es 7 meses más que la medida actual, supondrá una merma en el monto de las pensiones para quienes jubilen con posterioridad a julio de 2016.

En este escenario, las futuras pensiones de renta vitalicia verán disminuido su monto, efecto que dependerá de la magnitud del traspaso a pensión por las aseguradoras de la mayor expectativa de vida de las nuevas tablas. Si traspasan el efecto íntegramente a la pensión, el monto ofertado a las mujeres de 60 años se reduciría alrededor de 2,3%, en tanto que para los hombres de 65 caería en torno a 1,8%.

Archivos relacionados