2106077_500.JPG

Empresas & Mercados

Petróleo imparable: sube casi un 85% desde mínimos de enero

Cinco Días 07/06/2016

En apenas cuatro meses y medio, el barril de Brent pasó de los menos de US$27 en los que se movía en enero a consolidar la resistencia psicológica de los US$50.

Sin que la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) haya hecho algo para reducir sus niveles de producción que causaron el exceso de oferta que saturó al mercado, el crudo encontró su camino al alza. En apenas cuatro meses y medio, el barril de Brent pasó de los menos de US$27 en los que se movía en enero a consolidar la resistencia psicológica de los US$50.

En lo que va del año, el crudo anota una recuperación superior al 80% y a diario supera las previsiones de los expertos, que estimaron que el crudo alcanzaría la cotización hacia finales de 2016. Ahora, a seis meses de que termine el año, los departamentos de análisis revisan sus previsiones.

Y es que lo que el afamado cártel del petróleo no ha logrado -reducir la oferta mundial de petróleo-, ocurrió de forma natural en los mercados. La Agencia Internacional de la Energía prevé que la capacidad productiva de Estados Unidos, cuyo fracking soporta unos mayores costes de extracción y sufre ante los bajos precios, se reduzca en alrededor de 700.000 barriles diarios. 

Pero este descenso se ha ido produciendo ya de un tiempo a esta parte. Tomando como referencia los últimos 12 meses, el número de plataformas petrolíferas en funcionamiento ha menguado en 460, según el índice elaborado por la compañía Baker-Hughes.

A ello se le suman las disrrupciones temporales de la oferta. El incendio en Canadá puso en jaque las zonas de explotación petrolífera del que es una de las grandes potencias de oro negro del mundo. Asimismo, las revueltas en Nigeria redujeron la capacidad productiva del país a niveles mínimos de hace 20 años. 

En conjunto, entre Canadá, Nigeria, Venezuela y Libia, la caída de la oferta supera los tres millones de barriles diarios, aunque el mercado los tiene menos en cuenta al considerar que se trata de una reducción temporal, explican los expertos.