Empresas & Mercados

GM enfrentará múltiples juicios este año por accidentes

Bloomberg 13/01/2016

Comenzó un juicio clave para el mayor fabricante de autos de EEUU, pues de su resultado dependerá el futuro de las otras 16 demandas de lesiones y muertes.

El destino de GM vinculado a un juicio por lesiones personales, que ayudará a determinar el alcance de cientos de casos venideros, se encuentra en manos de un fonoaudiólogo, un representante de servicios al cliente y un hombre que ha sido miembro del jurado en ocho oportunidades, entre otros. Robert Scheuer, que perdió el control de su vehículo Saturn Ion 2003 en una carretera de Oklahoma en mayo de 2014 y luego se estrelló contra un árbol, es el primer demandante en el escándalo del sistema de encendido de General Motors Co. que logró que su caso fuera escuchado por un jurado.

Los interruptores defectuosos podrían haberse movido involuntariamente a la posición de “accesorio”, apagando el motor, desactivando la dirección asistida y los frenos y evitando así el correcto despliegue de las bolsas de aire. Aquejado por dolores de cuello y espalda, Scheuer perdió 169 días de trabajo, no puede levantar más de 9 kilos y necesita una intervención quirúrgica, dijo su abogado, Robert Hilliard, principal defensor en las demandas por lesiones personales y muertes en el llamado litigio de distritos múltiples. El juicio comenzó este martes en la corte federal de Manhattan.

El mayor fabricante de autos de EEUU enfrenta al menos 16 juicios por demandas de lesiones y muertes en las cortes estatales y federales del país en 2016. La reacción del jurado ante la evidencia en el juicio actual podría llevar a cualquiera de las partes a un arreglo -o a continuar con la causa- en los próximos casos y ayudar a fijar la magnitud de cualquier acuerdo.

El jurado, que fue elegido el lunes, está conformado por siete mujeres y cinco hombres. En él hay un contador de una firma de presentación de impuestos, una vendedora de ropa y un ejecutivo de una radio de Internet. El ocho veces -ahora nueve veces- jurado sirvió antes casi únicamente en casos penales. El juez de distrito de los EEUU, Jesse Furman, le preguntó si entendía que un caso civil, como este, pone el peso de las pruebas de la parte demandante en la preponderancia de la evidencia, en lugar de una prueba más estricta que va más allá de la duda razonable que requiere un juicio penal. El miembro del jurado dijo que lo entendía.

El Juez Furman, en sus instrucciones al jurado recién elegido, intentó hacer una distinción entre la General Motors que solicitó la protección por bancarrota frente a los acreedores durante la crisis financiera y la compañía que salió victoriosa de ella. Explicó que la Nueva GM, como llegó a ser llamada, puede ser responsable de algunos, pero no de todos los actos de la antigua GM.

Archivos relacionados