Empresas & Mercados

Felipe Díaz, de Sumitomo Bank: "El apetito por nuevos proyectos en el sector cobre no ha disminuido, es más cauto"

Constanza Valenzuela 27/01/2016

La caída del precio del cobre ha cambiado la forma en los bancos de inversión analizan los proyectos mineros. Si antes era aceptada una iniciativa con un costo de caja por libra de cobre superior a los US$2,00, ahora la industria es “más cauta”.

No así en energía, donde los precios alcanzados en las pasadas licitaciones aún generan interés por parte de los inversionistas extranjeros. Esto es lo que advierte la cabeza en Latinoamérica de Sumitomo Mitsui Banking Corporation (SMBC), Felipe Díaz. 

¿Cómo ven las inversiones en Chile en el mediano plazo?

El apetito por nuevos proyectos en países como Chile, Perú, Colombia y México lo vemos todavía bastante fuerte. La inversión de largo plazo en infraestructura, en energía, en petróleo y gas, excepto en minería, la estamos viendo todavía muy fuerte. Yo creo que minería es el sector que puede estar más deprimido. 

¿Con los precios actuales de los commodities hay interés de los bancos en invertir en minería? ¿Ha cambiado la forma en que se estudian los proyectos?

Depende de qué metal estamos hablando y de qué tipo de activos estamos hablando. El apetito por financiar nuevos proyectos en el sector de cobre no ha disminuido, es más cauto, no se ha recluido de manera significativa. Lo que sí, nos enfocaríamos en proyectos más competitivos, en proyectos de bajo cash cost, ojalá en torno a US$1,2 por libra de costo). 

Sobre el sector energético. ¿Qué tipo de proyectos genera mayor interés? 

Proyectos que se relacionan con gas y regasificación, y también las energías renovables, hablo de todo el aspecto: solar, eólico, biomasa y también hidro. 

¿Y las grandes hidroeléctricas?

De pasada relativamente grandes, pero no tanto porque si pasan a otra categoría.

¿Las energías renovables tienen algún tratamiento especial al momento de pedir financiamiento? Considerando que el mercado ha cambiado con la incorporación de nuevos actores.

Las perspectivas de precios ya no son las mismas que tenían los inversionistas hace un par de años, pero aun así el mercado eléctrico en Chile presenta atractivos superiores a los que se ven en Perú, Colombia, México para las energías renovables especialmente, ya que los niveles de precios todavía sostienen las inversiones y los niveles requeridos para desarrollar estos proyectos renovables. Los retornos a la inversión están en torno al 13% y 15%, y creo que los precios a los cuales han salido las últimas subastas de las compañías de distribución todavía permanecen atractivos para algunos proyectos.

¿Es obligatorio obtener un contrato de largo plazo para buscar financiamiento?

Hoy en día, para poder atraer inversionistas y capitales de deuda, se hace cada vez más importante que estos proyectos tengan contratos firmados. Algunos proyectos necesitan más contratación que otros. Solar, eólico y los convencionales sobre todo necesitan un nivel de contratación bastante alto. En los hidro se necesita pero en un menor grado, porque no se quiere correr el riesgo de que estén sobre contratados y entren en problemas de comprar spot a precios más altos para vender la energía del contrato a un precio más bajo.

¿Están asesorando a alguna empresa para la próxima licitación eléctrica para abastecer a los clientes regulados?

Estamos asesorando a tres consorcios extranjeros que van a participar de esa licitación, y también estamos asesorando a otros que están mirando si entran a esta licitación o si se esperan para la próxima, o si encuentran algún PPA en el sector minero. Estamos muy activos y vemos apetito por parte de los inversionistas extranjeros. Creo que la desaceleración económica que se está viviendo en el país o el ruido de reformas por parte del gobierno tiene sin cuidado a este sector.

Y en minería…

El sector minero está deprimido en términos de expansiones y nuevos proyectos, pero Chile tiene una minería muy eficiente respecto al cobre y tenemos minas con un cash cost bastante competitivo. Por ende, creo que alrededor de esta minería para nosotros -los inversionistas- y clientes de Asia y europeos, incluso regionales, representa una gran oportunidad invertir en plantas de agua para la minería, en puertos para minerales, en acueductos para transportar el agua. Ahí están las grandes oportunidades de la minería, y para las mineras más competitivas de Chile es una oportunidad para comparar activos que están siendo vendidos por las grandes mineras globales, como Anglo American que vendió Mantovende y Mantos Blancos; o Barrick que vendió un 50% de Zaldívar a Antofagasta Minerals. Por ahí hay una oportunidad de fusiones y adquisiciones importante y lo estamos mirando y trabajando con nuestros clientes con mucha dedicación e interés y apetito.

Es interesante que se vea ahora la producción de agua en la minería como un negocio…

Es la tendencia mundial, es algo que viene en países donde el agua es escasa, como el nuestro.

Archivos relacionados