Empresas & Mercados

Confianza de los CFO repunta en Chile, pero es el país más pesimista de la región

Paula Namur 02/05/2017

De acuerdo con la encuesta de Duke en conjunto con PULSO y Sofofa, América Latina se ubicó como la segunda región más pesimista detrás de África.

Pese al clima de incertidumbre, durante el primer trimestre del año, los gerentes de finanzas de la región mostraron un mayor optimismo.

De acuerdo con la encuesta Panorama de Negocios, elaborada en conjunto por la Universidad de Duke, Sofofa y PULSO, el índice de optimismo de Latinoamérica repuntó desde 37,2 puntos en el cuarto trimestre del año pasado, hasta 55 en el primer trimestre de este año. Así, la región se recuperó desde el nivel en que se encontraba, y que había sido el peor desde que comenzó a realizarse este informe para la región en septiembre de 2012. De todas maneras, la región es la segunda más pesimista después de África.

Por país, Argentina fue el más optimista, con un índice de 70 (en una escala de 1 a 100), seguido de Perú (61). Mientras, Brasil tuvo 58 puntos y Colombia, 57, dejando a Chile como el país con un peor índice de optimismo de la región (46,6).

Por otra parte, Chile encadena 12 trimestres consecutivos en terreno negativo (por debajo de los 50 puntos).

Sin embargo, desde una perspectiva positiva, se trata de un incremento desde los 41 puntos del estudio anterior y es el mejor registro desde el segundo trimestre de 2015.

Según el sondeo, en Latinoamérica un 31,4% de los CFO está más optimista sobre la economía de su país en comparación con el trimestre previo, versus el 39,9% que dice estar más pesimista. En tanto, respecto de las perspectivas de la propia empresa, un 48,3% se muestra más optimista, versus un 20,5% que dice estar más pesimista.

Inversión y contratación

En promedio en la región, los planes de gasto de capital subieron 2%, mientras la expectativa de empleo a tiempo completo crecería un modesto 1%, según la encuesta. Por su parte, pese a que el reciente escándalo de corrupción de Odebrecht implicó a funcionarios de Brasil y Perú, sólo 15% de las empresas de esos dos países dicen que esto les hizo reducir la inversión en 2017.

En la región, casi dos tercios de los gerentes de finanzas dicen que la corrupción es un problema importante que debe enfrentarse para mejorar el clima de negocios (57,8%). En tanto, mejorar el sistema judicial y legal, junto con una reforma tributaria, son el segundo factor que mejoraría el ambiente, seguido por un avance en la infraestructura.

La situación en Estados Unidos

Estados Unidos fue uno de los países que registró mayor optimismo, con 68,5 puntos, desde los 66 del último trimestre de 2016.

“El salto en el optimismo empresarial está llevando a una fuerte creación de empleo y planes de gasto para 2017”, asegura John Graham, profesor de finanzas de la escuela de negocios Fuqua de la Universidad de Duke. “Nuestro análisis de proyecciones anteriores muestra que el índice de optimismo es un predictor preciso del crecimiento del PIB y del empleo durante el año siguiente.

De acuerdo con el sondeo, en Estados Unidos un 61% de las firmas planea incrementar su nómina laboral en 2017, con un incremento promedio de cerca de 3%.

“Los gerentes de finanzas están bastante claros”, acota John Graham, quien también es director de la encuesta. “No les gustan las fluctuaciones y la incertidumbre que resulta de cómo el presidente de Estados Unidos, Donald Trump se comunica con la gente, pero dicen que muchas de estas ideas serán buenas para los negocios, incluso algunas de las más controvertidas”, agrega.

En el sondeo, a los gerentes de finanzas se les pidió que enumeraran los consejos que le darían al presidente Donald Trump para el bien de la comunidad de negocios. El 67% de ellos dijo que el presidente debería dejar de usar Twitter, mientras el 70% aseguró que el mandatario estadounidense debe mantenerse dentro de los comentarios preparados durante sus discursos, sin salirse del libreto. En política internacional, el 64% de los CFO está en contra de construir un muro con México, mientras en política monetaria, el 68% está a favor de mantener el actual liderazgo en la Reserva Federal.

En materia de reformas, los gerentes de finanzas apoyan firmemente los planes para reducir los impuestos a las empresas.