FILE PHOTO: Pipes of Alto Maipo hydroelectric project are seen next to Colorado river, in a pre-mountain range area on the outskirts of Santiago

Empresas & Mercados

AES Gener compromete recursos adicionales para Alto Maipo, pero retrasa reestructuración

Constanza Valenzuela 28/02/2018

Para el próximo trimestre se espera ahora que se complete la reestructuración financiera del proyecto hidroeléctrico, alejando el fantasma de la liquidación del mismo. El primer hito se cumplió este mes, luego que la generadora firmara un acuerdo con Strabag.

No le saldrá gratis a AES Gener la segunda reestructuración financiera de su mega proyecto hidroeléctrico Alto Maipo.

El proceso impulsado tras el término del contrato con la Constructora Nuevo Maipo (CNM) está lejos de terminar, pero ya hay un punto asegurado: la generadora deberá aportar recursos adicionales a los ya comprometidos.

Hace algunas semanas los controladores de la iniciativa hicieron público que será Strabag -quien posee el 7% del proyecto y es a su vez el constructor principal-, quien retomará los contratos de construcción de túneles abandonados por la CNM a mediados del año pasado. Esto, tras un acuerdo firmado este mes, y que incluye la obligación de que la austriaca ejecute las obras a través de la modalidad de suma alzada con un precio fijo. Con ello, asumió los riesgos geológicos de la construcción, la entrega de fechas de operación comercial garantizadas y la obligación de que Strabag también otorgue parte del financiamiento. Todo esto, a cambio de un incremento en la participación accionaria y créditos subordinados de Strabag en Alto Maipo.

Pero eso no es todo. La generadora que controla el proyecto reconoció ayer que deberá desembolsar “contribuciones significativas” para la iniciativa.

“No puedo adelantar de cuánto será la inversión adicional que AES Gener tendrá que hacer, eso se sabrá cuando el financiamiento esté cerrado; pero lo importante es que AES Gener ha robustecido su balance, vendiendo algunos activos, también habrá menores dividendos este año como resultado de las inversiones que habrá que hacer en Alto Maipo”, comentó el presidente y director ejecutivo de AES, Andrés Gluski.

Pese al espaldarazo, la segunda reestructuración continúa en proceso. Aún falta que los prestamistas den luz verde a los cambios, que se dan a menos de un año de que bancos, Strabag, AES Gener hicieran malabares para aportar US$460 millones adicionales al proyecto. Según indicaron desde la administración de AES Gener el cierre de la reestructuración quedaría para el segundo trimestre del año, tres meses más tarde de lo proyectado inicialmente.

Una vez que dicho hito se concrete, se espera que no sólo se modifique el presupuesto del proyecto -que hoy asciende a unos US$2.500 millones-, sino también su fecha de operación, actualmente proyectada para el primer trimestre de 2019.

Desde AES dieron luces que no está dentro de las prioridades desechar la iniciativa, pese a que aquello había sido barajado inicialmente. “Desde un punto de vista estratégico, tener Alto Maipo con Las Lajas y Alfalfal -que es todo parte de un gran complejo- se tendrá al final 750MW de capacidad en el centro de Chile, y esto creemos que será un activo atractivo para balancear los riesgo de Gener, porque Gener se ha inclinado hacia las termoeléctricas y eso tuvo su efecto por los impuestos verdes en 2017”, dijo Gluski.

Reestructuración local

El proceso que se está llevando adelante en Alto Maipo, se da en paralelo a los cambios organizaciones anunciados por la matriz a principios de febrero, que incluye la creación de una nueva unidad, AES Sudamérica, y el cambio de ejecutivos. Todo esto, en búsqueda de eficiencias.

Según explicaron desde Gener, el plan busca producir ahorros por US$15 millones al año a partir del 2018, con una baja de 15% en los costos de personal. Esto será equivalente a la reducción de 15% de la dotación, unas 150 personas.

Venta de activos

Adicionalmente, desde la generadora actualizaron el estado en que se encuentra la venta de una batería de líneas de transmisión. Desde la administración indicaron que esperan recaudar entre US$70 millones y 80 millones con la venta, proceso en el cual ya tendrían una lista corta de interesados.