Empresas & Mercados

Abertis estudia una amplia cartera de proyectos por casi US$1.000 millones

Carla Cabello 29/01/2016

Nuevos túneles en la Ruta 68, terceras pistas en la Autopista del Sol y la transformación de la Ruta Los Libertadores en urbana son algunos de los planes.

Luego que la española Abertis comprara el 50% de Autopista Central a Alberta Investment Management Corporation (AIMco) por US$1.030 millones -pasando a controlar el 100% de la concesión vial-, la compañía planea una inversión de unos US$909 millones para los próximos cinco años.

“Abertis Corporación ha creído en Chile. Chile para Abertis es importante, creemos que la legislación ha sido mantenida, en Chile se respetan los contratos, Chile es un país serio y está creciendo. Es cierto que quizás no estamos creciendo a las tasas que teníamos hace un par de años, pero es un país en el cual Abertis tiene mucha confianza y (en el que) quiere seguir invirtiendo”, dijo el director general de Abertis en Chile, Luis Miguel de Pablo Ruiz.

Entre los proyectos de mejora que lleva adelante Abertis en Autopista Central, destacó la construcción del puente Maipo, el cual se estima estará terminado a mediados del 2017 y que alcanza una inversión de unos US$43 millones.

A esta iniciativa se suma la construcción de un túnel que unirá el eje General Veláquez con Vespucio Norte, más otras obras de mejoramiento en el Nudo Quilicura cuya inversión total ascendería a US$397 millones.

Otros planes

Entre los nuevos proyectos de la empresa, de Pablo destacó  un “plan maestro” que ya fue enviado al Ministerio de Obras Públicas, que contempla terceras pistas en la Ruta 68, entre Santiago y Lo Orozco, además de nuevos puentes, reversibilidad en los actuales túneles y un mejoramiento en el camino Lo Orozco con el propósito de crear un acceso adicional a la Quinta Región. 

Otra fase del plan contempla la construcción de túneles adicionales -también reversibles- en Lo Prado y Zapata. Todo esto, con una inversión de unos US$361 millones.

En Autopista del Sol, con una inversión de uno US$ 108 millones  y en un plazo de 2 a 3 años, Abertis planea la construcción de terceras pistas desde Santiago hasta Talagante, nuevos paraderos y pasarelas peatonales, sumado a mejoramiento en calles de servicio. 

Respecto a la autopista Los Libertadores, la empresa analiza transformar el tramo Vespucio-Colina (24 kilómetros) en autopista urbana, tras recibir una propuesta del MOP que ya está siendo estudiada por la compañía. Además, se piensa en la posibilidad de construir un segundo túnel Chacabuco.

“Creemos que se requiere un segundo túnel. Es fundamental, es la principal entrada a Santiago desde Argentina”, señaló el ejecutivo de la empresa vial.

Evasión del Tag

Respecto a la presencia del dispositivo de cobro “free flow” -conocido en Chile como “TAG”- que agiliza el tráfico en las autopistas interurbanas, de Pablo fue crítico sobre las cifras de evasión, señalando que “hay una gran pérdida de vehículos que no pagan”.

Por lo mismo, se le ha propuesto al MOP “mantener las barreras pero con TAG” en algunas rutas.

De Pablo estimó que el flujo de autos en las autopistas de Abertis creció en 2015 8,4%, en el caso de las vías interurbanas, y 4,0% en las urbanas. 

“A Abertis Chile le ha ido muy bien. Tenemos muy buenas cifras, a pesar de estar tan lejos del centro corporativo hemos logrado que se fijen en nosotros y que hayan decidido invertir aquí. Hoy somos la tercera empresa española que más inversión ha hecho en Chile”. 

De hecho, tras la compra del 50% de Autopista Central, la empresa estimó que esta operación tendrá un impacto aproximado de 220 millones de euros de ingresos y 160 millones de euros en Ebitda. Así, Chile se convirtió en su tercer mayor mercado en términos de Ebitda, por detrás de Francia y España. 

Archivos relacionados