Economía & Dinero

Firmas reducen plazos de contratos colectivos anticipándose a R. Laboral

Lucy Aravena L. 03/06/2016

Estudio revela que convenios con vigencia desde 2 y hasta 3 años subieron de 63% a 65% en un año. En tanto, los plazos mayores a 3 años siguen cayendo.

Las negociaciones colectivas de las grandes y medianas empresas están acortando los plazos de vigencia de los contratos y convenios colectivos, anticipándose a la entrada en vigencia de la Reforma Laboral.

Cabe recordar que con la nueva normativa el plazo máximo será de tres años, eliminando la posibilidad actual de efectuar este tipo de contratos por hasta 4 años de duración.

De acuerdo a una encuesta elaborada por la consultora especializada KPI Estudios a 111 medianas y grandes empresas del país que tienen mayores tasas de sindicalización (47%), los contratos y convenios colectivos firmados con una vigencia de 2 y entre 2 y 3 años subió de un 63% en 2014 a un 65% en 2015.

Esta cifra se compone de un aumento de los contratos  y convenios colectivos con dos años de duración de un 21% en 2014 a un 24% en 2015, pero de una marginal baja de los contratos contratos y convenios colectivos de más de dos años y hasta tres años de duración, de 42% en 2014 a 41% en 2015.

Por el contrario, los contratos y convenios colectivos de más de tres años y hasta cuatro años bajaron desde un 37% en 2014 a 35% el año pasado. Los contratos a esos plazos llegaban al 52% en 2011.

El director ejecutivo de KPI Estudios, Luis Grau, explica que cuánto mayor sea el plazo de vigencia de los contratos colectivos mayor es el poder negociador de la empresa pues se tiene que sentar menos veces a negociar. Por lo mismo, una disminución del plazo de negociación favorece a la acción sindical.

En ese sentido, sostiene “el año 2011 más de la mitad de las negociaciones se cerraban entre 3 y 4 años, mientras que el 2015 esa cifra bajó a 35%, lo cual indica que los sindicatos han ido ganando fuerza en un corto período de tiempo”. 

El análisis también revela que el período de negociación -que contempla desde la presentación del proyecto de contrato o convenio hasta su celebración- que tuvieron las empresas en 2015 fue de 42 días en promedio y requirieron de seis sesiones para su finalización. 

Esto implica un incremento en relación a los 39 días promedio de duración que tuvo el período de negociación en 2014 y de 31 días en 2013.

La muestra también indica que el 83% de las empresas que participaron del estudio entregó un bono de término de negociación. 

De estas, un 40% de las firmas pagaron montos entre $100.000 y $499.999 para finalizar el conflicto; mientras que un 30% de las compañías canceló bonos por un millón de pesos  o incluso más.

Además, un 82% de las empresas elevaron los sueldos a sus trabajadores como consecuencia de la negociación, considerando los 12 meses posteriores al cierre de ésta. Y de este universo total, un 23% de las firmas aumentó la remuneración en un 10% o más a sus empleados.

Asimismo, el 88% de las empresas de la muestra aumentó los beneficios monetarios como producto de la negociación. De este grupo de firmas, un 34% realizó un incremento de 10% o más a sus dependientes.

En este contexto, con un mayor poder de la acción sindical en el nuevo escenario de reforma laboral con un tope máximo de 3 años como plazo para los contratos y convenios colectivos , agrega el director ejecutivo de KPI Estudios, “pudiésemos esperar que las negociaciones a 2 años tendrán un aumento notorio, lo que va a impactar fuertemente el costo de compensaciones (remuneración y beneficios) de las empresas”.