Ventas Multitienda

Economía & Dinero

Confianza de los consumidores retrocedió en marzo ante baja en percepción del empleo

Antonia Cancino 16/04/2018

La percepción actual del desempleo cayó 30,2 puntos, mientras que la percepción futura lo hizo en 19,4 puntos, producto de un aumento de las visiones pesimistas.

Ni el crecimiento de 4% en febrero, ni la variación nula del IPC (Indice de Precios al Consumidor) en el mismo mes sirvieron para mantener en niveles neutrales la confianza de los consumidores, ya que el índice de Percepción del Consumidor (Ipeco), elaborado por el Centro de Estudios en Economía y Negocios (Ceen) de la Universidad del Desarrollo (UDD), cayó 3,4 puntos porcentuales en marzo retrocediendo desde el nivel neutral a levemente pesimista.

Y es que pese a las señales de un mejoramiento en el crecimiento económico, la cifra de la desocupación cuya tasa llegó a 6,7% en el trimestre móvil diciembre- febrero golpeó la percepción del desempleo actual llevándola a un retroceso de 30,2 puntos pasando del nivel “levemente optimista” al “levemente pesimista”. De acuerdo con el informe, esto se debería a “un aumento de las visiones pesimistas y neutrales, y una caída de las visiones optimistas”. La baja en la percepción actual del desempleo se dio luego del gran salto que experimentó entre diciembre y febrero, período en el que pasó de 111,0 puntos a 195,5 puntos.

La UDD realiza una medición de varios parámetros para medir las expectativas los cuales mostraron comportamientos dispares.

En cuanto a la confianza en la actualidad, el indicador retrocedió 3,9 puntos porcentuales a nivel mensual, aunque a doce meses acumuló un avance de 7,2 puntos.

Un panorama parecido se replicó en la confianza en el futuro medida por el índice de expectativas que disminuyó 3,3 puntos manteniéndose en niveles neutrales, lo que se explica por “retrocesos en las percepciones de la situación económica futura y del desempleo futuro, que fueron compensadas parcialmente por una mejora en la percepción de los ingresos futuros” se señala en el boletín.

Al igual que en el índice coyuntural, la percepción del desempleo futuro también retrocedió en 19,4 puntos, “pasando del nivel moderadamente optimista al neutral, debido a un aumento de las visiones pesimistas y a una disminución de las visiones neutrales y optimistas” detalla el informe

Donde sí se observó una mejora fue en la confianza a futuro sobre los ingresos la cual aumentó en 5,2 puntos, aunque igualmente se mantuvo en el nivel pesimista.

Sube confianza en el ABC1 Analizado por segmento, sólo uno aumentó su percepción de mejora correspondiendo al estrato socioeconómico ABC1

al saltar desde los 95,7 puntos a 110,5, es decir 14, 9 puntos, situándose en el nivel “levemente pesimista”.

Por el contrario en el estrato C2 y C3 disminuyó, pasando del nivel neutral al levemente pesimista. En el primero bajó 7,7 puntos, y 10 puntos en el segundo.

Pero fue el segmento socioeconómico D el que más retrocedió en 21,5 puntos, pasando de nivel “neutral” a “moderadamente pesimista”.

El panorama por región presentó variaciones mixtas ya que la Metropolitana cayó de 140,9 puntos en febrero a 130,1 puntos en marzo, quedando en “moderadamente optimista”; mientras que en la Región del Biobío la confianza aumentó de115,4 puntos a 118,8 puntos, situándose en el nivel “neutral”.

Proyecciones

Con todo, desde la UDD, proyectaron que “la confianza de los consumidores se mantendría en el nivel neutral durante los próximos meses. Por otro lado, estimamos que el crecimiento del consumo agregado se acercará a un 3,4% en 2018”.