Economía & Dinero

Clasificadoras de riesgo: persiste el desafío por la baja confianza

Francisca Guerrero 23/05/2016

Moody's y Fitch aseguran que sin mejora en el ánimo será difícil conseguir una reactivación y alcanzar la meta del déficit.

Algunas de las críticas que se escucharon en el ambiente local, también fueron esgrimidas por los analistas de las agencias de clasificación Moody’s y Fitch. Para ambas, el mensaje no fue suficiente como para levantar el ánimo del empresariado nacional, de modo que se asegure una reactivación económica.

“Por el carácter político del mensaje y la ausencia de medidas concretas para reanimar el crecimiento de la economía, al parecer el sentimiento del sector privado no cambió significativamente”, señaló a PULSO el economista jefe para América Latina de Moddy’s, Alfredo Coutiño.

Además, explica que el persistente pesimismo “es el factor que explica el proceso de desinversión que sufre Chile, y que seguirá explicando la reticencia de la inversión privada”, lo cual -a su vez- dificulta la reactivación y “si la economía no crece más allá del 2%, se dificultará la reducción deseada del desequilibrio fiscal”.

Una mirada similar tiene Todd Martínez, economista de Fitch que sigue a Chile. Indicó que “la baja confianza local es un claro riesgo para la economía, complicando las perspectivas de inversión en un contexto de declive del ciclo minero. Sin una mejora en la confianza, es difícil prever una recuperación significativa”.

Bajo esa consideración, Martínez subraya que aunque mantuvieron estable la calificación de Chile en su informe de la semana pasada, la agencia “reconoce el bajo crecimiento como un desafío que podría llevar a una acción negativa si no se revierte”.

En este marco, la inversión estatal, en el marco de anuncios como el programa de construcción de viviendas, no sería suficiente para dar un giro a las perspectivas. Coutiño planteó que “estas medidas ya se han implementado en otros años, y la economía continúa sumida en un crecimiento mediocre”, mientras que Martínez indicó que “las medidas anunciadas por el gobierno en los últimos meses son micro-reformas que podrían ayudar, pero nuestra línea base no refleja un gran impacto”.

De todas maneras, Todd Martínez valoró el “compromiso a la consolidación fiscal”. Además, indicó que “el bajo nivel de la deuda es clave para la posición de Chile encima de la categoría “A’ y mientras haya un plan creíble para limitar la erosión de esta fortaleza, no debieran haber cambios en la calificación”.