Economía & Dinero

Ángel Cabrera: "No es suficiente para justificar un cambio en la proyección de PIB para el año"

Carlos Alonso 19/05/2016

El escenario macroeconómico no cambió mayormente con las Cuentas Nacionales para el socio de Forecast Consultores, Ángel Cabrera, ya que más allá de que el PIB (Producto Interno Bruto) del primer trimestre se haya ubicado dos décimas sobre la expectativa, la actividad sigue estancada. 

El PIB creció 2% en el primer trimestre, por sobre el 1,8% esperado. ¿Cuál es su  análisis de estas cifras?
Fue sorpresivo en el sentido de que estuvo levemente por arriba del 1,8% que se preveía con los Imacec. Sin embargo, un 2% sigue siendo bajo y en línea con el crecimiento de los últimos años. Por el lado de la demanda agregada hay señales bastante preocupantes: la demanda interna creció sólo 0,5% y corregida por estacionalidad un 0,2%. 

¿No ve un cambio de las expectativas para el año?
No, la diferencia es marginal y no es suficiente para justificar un cambio en la proyección para el año. Quizás puede introducir un moderado sesgo alcista en las expectativas para el año, pero todavía dentro del rango entre 1% y 2%.  

¿Cómo ve la trayectoria de PIB por trimestres?
Se moverá entre 1% y 2%. Estamos hablando de una economía que crece en torno al 2% hace dos años. Si bien ahora la expectativa para el año en su conjunto se ubica bajo 2%, todavía no hay tendencias claras. Lo más probable es que haya oscilaciones estadísticas entre trimestres, pero sin marcar tendencias.  

La inversión creció 1,2%  en el primer trimestre, ¿con ello se descarta que haya un nuevo año de caída de esta variable?
No, para nada. De hecho en el tercer trimestre del año pasado la inversión subió 4,3% y luego en el cuarto volvió a caer 1,3%. Ahora hay varias razones para pensar en nuevas caídas en los próximos trimestres: el boom de la construcción influido por el  adelantamiento de compras  antes de que entre en vigencia la aplicación del IVA empezará a decaer hacia el segundo semestre del año. Así que este sector, tanto en viviendas como en oficinas, lo vemos cayendo a fines de este año y principios del próximo con mayor intensidad. Por otra parte, el catastro de inversión de la Corporación de Bienes de Capital cayó de $54 mil millones a $40 mil millones en un trimestre. Ahí tenemos señales que son negativas para la inversión. 

El desempleo comenzó a aumentar en las últimas mediciones, ¿cuál es su perspectiva para este año y cómo puede afectar al consumo?
Para este año vemos un aumento gradual, con un peak de 7% a 7,5% en  los meses de invierno, y como promedio anual un 6,6%. El próximo año debería aumentar, lo que  afectará negativamente las perspectivas del consumo. Si bien el empleo no afecta directamente al consumo, sí lo hace a través de la masa salarial que viene creciendo a niveles cercanos a 2%, el  nivel más bajo desde 2009. Por esto proyecto un consumo entre 1,5% y 1,6%.

Con respecto a la trayectoria de la tasa de interés, ¿cambia en algo el escenario de normalización monetaria para el Banco Central (BC)?
En cuanto a la actividad no veo que haya un cambio relevante, por lo tanto, no creo que altere ningún escenario  sobre la política monetaria. Para el BC la perspectiva la sigo viendo complicada, porque por una parte hay cifras de actividad que muestran una economía muy débil y, por otro lado, las cifras de inflación se mantienen sobre 4% por más de dos años. 

¿Para cuándo ve que el BC deba concretar una nueva alza de la tasa?
El BC debe esperar  lo que la Reserva Federal (Fed) realice. En el futuro cercano, si la Fed la sube en las próximas reuniones de junio o septiembre, el BC chileno estará casi obligado a seguirla. 

¿Cuál es su perspectiva de PIB para 2017?
Para el próximo  año esperamos un PIB entre 1,5% y 2,5%.P