Actualidad & Política

Expertos enjuician la estrategia en redes social de Sebastián Piñera

Juan Manuel Ojeda 17/07/2017

El ex Presidente ha utilizado su cuenta de Twitter para presentar sus propuestas políticas. La jugada apuntaría a tener una comunicación horizontal sin intermediarios y no implicaría perder la seriedad o formalidad que se espera de un candidato presidencial.

La semana pasada el candidato presidencial de Chile Vamos, Sebastián Piñera, estuvo de vacaciones en México. En esos días, la arista política de la crisis del Sename alcanzó uno de sus niveles más altos de los últimos años. La presión fue tan grande que, a pesar de la distancia, Piñera intervino de manera directa y lo hizo a través de las redes sociales.

Por medio de Twitter, el ex presidente hizo un llamado a un gran acuerdo nacional sobre la situación de los niños y jóvenes vulnerados e incluso lanzó sus propuestas sobre el tema.

La acción no fue una sorpresa

Desde hace tiempo que el ex mandatario ha usado la cancha de las redes sociales para dar a conocer sus ideas y proyectos de políticas públicas, incluso antes de informarlas en circunstancias más tradicionales convocando a los medios de comunicación.

La estrategia comunicacional de Piñera pareciera inspirarse en la que estrenó el ex Presidente de Estados Unidos, Barack Obama, en su campaña de 2008 que lo llevó a la Casa Blanca. Así lo cree el director de la Escuela de Publicidad de la Universidad Diego Portales, Cristián Leporati, quien afirma que en ese tiempo Obama “descubrió que lo más relevante en ese momento era entregarle información directamente a la gente” y que Piñera estaría replicando ese modelo. “Esto le dio un gran efecto. La gente de la calle se sintió muy empoderada porque el potencial presidente le confiaba a ellos primero la información más relevante y luego lo hacía con los periodistas”.

El experto en marketing político, Felipe Vergara, no cree que Piñera esté emulando a Obama principalmente por la cantidad de tiempo que ha pasado respecto de esa campaña. Lo que sí afirma es que Piñera lo que está haciendo es comunicarse con su público a través de las herramientas que ellos mismos utilizan. “Es una estrategia buena y válida porque puede hablar con más libertad y llegar a públicos a los que no llega fácilmente, que no lee los diarios, que no ve franjas electorales”, afirma Vergara, quien además agrega que el uso de las redes sociales debe ser además bidireccional y desdramatiza el hecho de que algunos puedan considerar que lanzar propuestas por Twitter signifique perder seriedad.

El académico de la Facultad de Comunicaciones UC, Daniel Halpern, también concuerda con el uso que le ha dado el ex mandatario a Twitter, esto porque los medios de comunicación lo han comenzado a usar como una fuente de información más y están amplificando los mensajes que los candidatos liberan por esa red social. Además asegura que actualmente los ciudadanos están usando esa plataforma para discutir y argumentar sobre las ideas y las propuestas de los distintos candidatos. “Lo ideal sería que el candidato, en este caso Piñera, pudiera responder, argumentar y contra argumentar a quienes le responden generando una conversación”, dice Halpern.

Una de las dudas que queda es cuán rentable podría ser esta estrategia pensando que la mayoría de los usuarios son jóvenes que no necesariamente van a las urnas. Al respecto Halpern aclara que no hay que olvidarse de que la repercusión que genera un mensaje en la red social va más allá de ella y que inevitablemente se produce un ruido ya que las personas usan lo que dice un candidato para conversar sobre eso con sus amigos o familiares.